UNA MENOR FUE PRESUNTAMENTE HERIDA, POR NO DEJARSE ABUSAR POR SU PADRASTRO EN TULUÁ

Publicado el 11 mayo 2017 por web

Cerca de 8 días duraron las autoridades para detener al protagonista del presunto  ataque sexual.

 

Los hechos ocurrieron en la tarde del martes 2 de mayo  y el individuo solo hasta este miércoles 10 de mayo  fue detenido en la carrera 26   de la villa de céspedes por servidores del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de Tuluá,  pese a que este se presentó varias veces a la fiscalía tratando de aclarar la situación de lo que era acusado por la muchacha.

Se dijo que este hombre un entrenador de fútbol, alcanzó a herirla en su cuello y su mano derecha con un arma blanca ante la negativa de la niña a las pretensiones de este sujeto, ella tuvo que ser remitida a un centro asistencial donde los médicos indicaron que sus heridas en el cuello revestían gravedad y que pudieron haber sido fatales.

pedro-luis-arizala

 

Pedro Luis Arizala Quiñónez fue presentado por una Fiscalía Local, que le imputó el cargo por el delito de acto sexual violento agravado.

La madre de la menor quien se encontraba fuera de la ciudad, expresó que la niña se estaba quedando donde su padre biológico pero que el padrastro la habría llamado indicándole que salía de viaje y que si necesitaba algo de ropa que fuera por ella, a lo que la menor accedió y  según la mamá  de la niña, esta fue la oportunidad del sujeto para atacarla.